El Paraíso del Surf y el Yoga

“Puedes lograr todo lo que te propongas pero tienes que intentarlo una y otra vez”. Así empezó mi primera clase de surf en Weligama. Bandara, my teacher, tiene 27 años y es originario de Kandy en las tierras altas pero en 2011 decidió arrancar su propio negocio: Surfmania Ceylon. Empezó con una única tabla, la que él mismo usaba para surfear, ofreciendo clases a los turistas. Siete años después su negocio marcha solo y junto a él, otros cuatro chicos, dan clases de surf para todos los niveles. Empiezan a las 6 de la mañana y cierran cuando cae el sol, pero lo mejor de todo, es su paciencia. Te garantizan ponerte en pie desde el primer día, si eres obediente claro, y doy fe de que así es.

Bandara y su negocio en Weligama

El sur de Sri Lanka es uno de los destinos fetiche para los surferos:Weligama, Mirissa y Ahangama són los destinos TOP. Sus largas playas con olas aptas para todos los niveles y sus precios irresistibles lo convierten en el paraíso del Surf. Los expertos ofrecen puro espectáculo y los que se inician…¡pues también! Menudos revolcones… y aquí me incluyo yo misma. Pero sea cualsea tu nivel, éste es el lugar para surfear en Sri Lanka, entre noviembre y mayo.

Surf en Ahangama

La oferta es infinita: alquiler de tablas, clases particulares, surfcamps, packs de alojamiento, surf y yoga… ¡el que no aprende es porque no quiere!

En mi caso, tuve la suerte de encontrar un super profe como Bandara que ha conseguido que solo piense en volver a surfear y llegué hasta él gracias al Space Garden Hostel. Tras dos días deambulando en busca de algo bueno, bonito y barato, me decidí por un pack de 2 sesiones al día de yoga en este hostel, con todas las comidas y el alojamiento incluidos (en dormitorio compartido) y una clase diaria de surf de hora y media, todo por 40 euros al día.

He de decir que no es el mejor hostel del mundo pero el trato del staff es increíblemente bueno y yo me dejé llevar por la buena onda. Como punto a favor diré que no hay jaleo, ni ruido por las noches, lo que te permite descansar; la comida es buena y está muy bien ubicado, basta cruzar la calle y estas en la playa. Pero… hay muchos otros lugares, tipo casitas con jardín y hamacas que se ajustan un poco más a la idea de paraíso, eso sí, prepárate para desenfundar dinero.

Sesión de Hatha Yoga con Zi

En el Space Garden tuve la gran suerte de compartir retiro de yoga y surf con Zi, una chef de origen israelí que además es instructora de Hatha yoga en Sidney, Australia, dónde vive desde hace 15 años. Zi, que dormía en mi misma habitación, se acabó convirtiendo en mi profesora durante 2 días de forma accidental y fue un gran descubrimiento. Sus clases son pura energía, entrelaza las asanas de forma fluida y profundiza en cada movimiento, además de aportar el valor espiritual que hace que el yoga sea una filosofía de vida y no una clase de gimnasio para quemar calorías. Estoy deseando poder viajar a Syndey para repetir sesión con ella.

Pero hay un lugar realmente mágico para profundizar la práctica del Yoga en Mirissa. Para llegar a las clases de Rukshan hay que andar 10 minutos montaña arriba. El lugar desprende buenas vibraciones por si sólo, en lo alto de la ladera, rodeado de naturaleza y con vistas al mar.

Rukshan imparte sesiones de yoga de dos horas, cada día, excepto los domingos,a las 8:00 y a las 16:00; y una sesión de meditación diaria a las 18:00 (por1.600 rupias aprox.). Dice que llegó al Yoga de forma accidental pero tras 20años de experiencia encarna a la perfección el papel de sabio mentor. Sus sesiones te atrapan y todo el mundo quiere volver. Yo, cambiaré mi ruta, para pasar por este pequeño santuario de nuevo, antes de volver a casa.

Sesión de Vinyasa Yoga

Tras una semana de dos prácticas de yoga el día he empezado a notar un cambio y unos beneficios físicos y psíquicos que por falta de rutina no había experimentado todavía y es muy gratificante. El cuerpo llega mucho más allá de dónde esperamos, sobre todo, si la mente acompaña. Además, poder hacerlo en este entorno suma muchos puntos a la experiencia. Así que no puedo más que recomendarlo.

Como decía Buda: “Lo que eres, es lo que has sido. Lo que serás es lo que haces a partir de ahora”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close